El Síndrome Metabólico y como evitarlo

La gran variedad de productos que nos ofrece la industria alimentaria con altos niveles de grasas saturadas y transaturadas, bebidas y alimentos atiborrados de azucar, el abuso de la carne, nuestro nivel de vida estresante, el abuso de la comida rápida y un bajo nivel de actividad física, nos dibuja un tipo de sociedad, donde cada vez más,  es víctima de determinados problemas de salud derivados de este estilo de vida. Esto conlleva irremediablemente a un notable empeoramiento de nuestras condiciones físicas y a un elevado coste sanitario. Entre muchos problemas que derivan de este estilo de vida, nos encontramos con el síndrome metabólico.

¿Pero que es este síndrome, a que se debe y como podemos evitarlo? El síndrome metabólico podría definirse como esa situación clínica en las que se dan al menos tres de las siguientes alteraciones metabólicas:

  • Glucosa alta en sangre ( azúcar en sangre en ayunas mayor de 110mg/dl)
  • Hipertensión arterial
  • Dislipidemia caracterizada por hipertrigliceridemia
  • Niveles bajos de colesteriol de HDL
  • Exceso de grasa alrededor de la cintura

aumento de peso

El conjunto de estas alteraciones metabólicas conlleva a que estos pacientes tengan aumentadas las posibilidades de padecer una enfermedad cardiovascular ateroesclerótica o una diabetes mellitus tipo 2. No existe todavía un porqué determinado que defina las causas de este síndrome, pero los diferentes estudios sobre el tema reconocen diferentes factores que contribuyen a que se desarrolle esa condición. Entre ellos estan:

  • La genética
  • El exceso de grasa ( Resaltar que existen casos de personas que presentan alteraciones relacionadas con el síndrome sin ser obesas aunque es un porcentaje bastante escaso.)
  • La falta de ejercicio

Recordemos que la obesidad es un factor clave para el desarrollo de este síndrome y que como hemos manifestado anteriormente, existen muy pocos casos donde teniendo una vida activa y un peso adecuado se pueda desarrollar dicha alteración metabólica. Los cambios en el estilo de vida, aumentando la actividad física y evitando o rebajando el sobrepeso, seran herramientas indispensabbles para tanto su prevención como su tratamiento.

Señalaremos para terminar algunas claves para evitar tanto el sobrepeso como el posible desarrollo del síndrome metabólico con algunos consejos para diferentes etapas de nuestra vida:

  • Es importante que los profesionales médicos recomienden una nutrición materna adecuada, evitando así que sea deficiente o excesiva.
  • En el periodo de la infancia, es importante resaltar las virtudes y la recomendación de la lactancia materna, la correcta incorporación de los alimentos de manera progresiva en la dieta del bebe, prevenir las infecciones y la desnutrición proteíno-energética, vigilar la velocidad de crecimiento, promover la actividad física, garantizar el consumo tanto de frutas como de verduras en la dieta y alejar al niño lo máximo posible de los malos hábitos alimenticios.
  • En la adolescencia es clave promover la actividad física y evitar el sedentarismo, así como una correcta educación por parte del mundo escolar, profesional sanitario y familiar que adviertan sobre las consecuencias del tabaquismo, drogas y el elevado consumo de alcohol.
  • En la edad adulta es necesario seguir garantizando una alimentación equilibrada, alejarse de los malos hábitos alimentarios además del tabaco y el alcohol, transmitir la importancia de controlar el peso y no dejar nunca la práctica de alguna actividad física.
  • Resultaría conveniente someterse a chequeos médicos cada cierto tiempo a partir de los 40 años.

Un saludo y a cuidarse ;)

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario